Compartir Cuando eres priista y le quieres echar la mano a Meade pero le terminas diciendo loco drogadicto