Fuerza México

El “Cielito indo” es también conocido como el segundo Himno Nacional Mexicano (aparte del Huapango de Moncayo). A diferencia de nuestro Himno, el “Cielito lindo” se convirtió en un patrimonio no por disposición oficial, sino porque simplemente nos llega, nos ponemos chinitos cuando lo oímos.

Esta célebre canción debería estar en las monografías y ser un símbolo patrio oficial. ¿A poco no está bien chido oírlo durante la Copa Mundial o en los Juegos Olímpicos? ¡Pos cómo no! Es la canción que nos hace recordar quiénes somos, de dónde somos y de dónde venimos. ¡Ah, qué bonito es ser mexicano!

Si la piel se nos pone chinita cuando escuchamos el “Cielito lindo” durante un partido de futbol o en una competencia olímpica, imagínense cuánto no habrá de conmovernos al escucharlo durante una tragedia como la que hemos vivido este 19 de septiembre.

Vean esto, se vale llorar y abrazar a los que estén cerca:

Este video que se viralizó muestra a una multitud de personas que, en medio del desastre, entonan: “Ay, ay, ay, ay, canta y no llores, / porque cantando se alegran, / cielito lindo, / los corazones “, seguido de un “¡Viva México!”.

No sabemos muy bien a qué genio se le ocurrió entonarlo en plena situación tan complicada, pero definitivamente fue un gran gesto. ¡Y no es algo que vaya a quedar, así nomás, como una experiencia entre tantas otras! Compruébalo tú mismo: ponle de nuevo play al video y otra vez se te hará un nudo en la garganta.

Sí, sí, ya sabemos que el corito dice: “canta y no llores”, pero, ¿cómo no querer llorar de emoción ante este hermoso gesto?

Los cardiólogos deberían tener muy en cuenta esta gran enseñanza: cantando se alegran los corazones. En estas horas se ha demostrado que México tiene mucho corazón. Este momento vale más que cualquier gol, pues es signo de un triunfo aún más grande.

Caricatura por Solís, Excelsior

Podemos tener diferencias ideológicas, podemos traer pleito con el vecino o agarrarnos del chongo al discutir por temas tan cruciales como las quesadillas sin queso, pero ante una tragedia, sabemos estar juntos. Es imposible que exista un mexicano que no se conmueva al escuchar el “Cielito lindo” en estas circunstancias.

Ahora ya tienes algo muy grande que contarle a tus futuros hijos o perrhijos o gathijos, algo de lo que todos estamos orgullosos. El “Cielito lindo” es un canto de amor a nuestro país y, porque somos parte de él, podemos sentir que esto es un regalo para nosotros mismos.

Compartir ¿Qué significa cantar el “Cielito lindo” en medio del desastre?

Logo