11 personas que no pueden faltar en una cena de Navidad tóxica

¿En serio crees que tu tío divorciado va a llegar sin novia nueva?

Humilde Turrón.- Durante la cena de Navidad convivimos con personas que durante todo el año ni siquiera se acordaron de nosotros, lo que provoca precisamente que el tipo de plática no sea tan llevadera como quisiéramos al calor del jeréz.

En toda cena de Navidad que se precie de ser tóxica, están algunos de estos personajes de los que somos parientes en algún grado de consanguinidad.

1. La tía que pregunta según ella buena onda a las sobrinas “qué onda con el novio”.

2. El primo chairo que saca temas políticos aún y quedaron en el grupo que no se tocaría nada de política.

3. El vato que llevaba años desaparecido y saca el tema de la herencia de la abuela.

4. El tío que se pone ebrio antes de cenar y se pone a platicar contigo.

5. No sería cena familiar si no llegará la ex esposa de uno de los tíos pero que se sigue hablando con toda la familia.

6. La familia que nomás lleva calcetines pero está atenta a ver qué les van a dar de regalo.

7. La nueva novia de tu hermano que va a la cena que despierta lo cochino de toda la familia.

 

8. Toda cena de Navidad cuenta con las primas que ni se hablan, pero como ambas tienen chismes sabrosos, pues se la pasan platicando toda la noche para ponerse al corriente.

9. El tío súper cariñoso sí que confirmó su asistencia a la cena.

10. La tía que le urgía usar su abrigo con pelos a pesar de que ni frío hace.

11. Y obvio, el vato que lleva 3 cervezas en lata, pero se va a olvidar en el alcohol con las botellas de los demás, eres tú…

 

Compartir 11 personas que no pueden faltar en una cena de Navidad tóxica

Logo