Filosofía

“¿Cuál disfraz?”, preguntó el joven poeta de Filosofía

México.- Ramón Aristóteles Bonilla, mejor conocido como El Aguaslocas, estudiante de la Facultad de Filosofía y Letras, tejedor de pulseritas, alineador de chakras, hacedor de churros y lector de Wittgenstein y J. K. Rowling, aseveró en un indignado hilo de tweets que él no se ha disfrazado ni se disfrazará en esta temporada.

“Todos piensan que me puse el disfraz de vagabundo, pero los que me conozcan un poco sabrán que así me visto desde que leí a Nietzsche en la preparatoria”, explicó El Aguaslocas mientras sacaba una sabanita.

“Los disfraces son una manera vulgar de normalizar los estereotipos e imponer la cosmovisión de las culturas dominantes y los mass media en la época de la reproductibilidad”, sentenció el filósofo, ya medio pacheco, y sin entender muy bien a qué se refería.

Sin embargo, a pesar de rechazar los disfraces y sostener que su caracterización de vagabundo no fue intencional, de camino a su casa recibió algunos dulces de personas generosas, e incluso uno que otro señor lo felicitó por el realismo de su traje.

El estudiante de Filosofía, aun cuando le pareció muy mala onda que lo creyeran disfrazado de vagabundo, aceptó de buena gana los dulces que le regalaron y dijo que ese motín será su desayuno, comida y cena de la próxima semana.

 

Compartir Estudiante de Filosofía jura que no fue intencional usar disfraz de vagabundo

Logo