cine de ficheras

Los guiones siempre encuadraban con las escenas de desnudos

Villa Inclán.- El cine de ficheras mexicano de los 70s y 80s ha sido completamente incomprendido, pero para eso estamos: para reivindicarlo y hacer que todos admiren su grandeza y estética.

Durante la siguiente nota, explicaremos todo lo que no entendiste de esa bella época, y la manera artística en cómo debe apreciarse el cine de ficheras. Después de leer esto, te darán ganas de volver a ver televisión abierta los sábados.

1. No era fácil encontrar en México actores que se parecieran a Charles Bronson, y sin embargo, los directores de casting siempre lo lograron.

2. La capacidad de emular el cine italiano fue sorprendente, aunque logrado de manera majestuosa.

Imagen relacionada

3. La profundidad y entrega de los actores es algo que frecuentemente pasa desapercibido, pero el cine mexicano de los 80s tenía 90% compromiso y 10% talento.

4. Salía Sarita Sosa, y eso es algo que pocos saben.

5. El cine de ficheras tiene una estética sólo valorada por los expertos en cinematografía.

6. La temática de ficheras fue tan apreciada que hasta el mismísimo Cantinflas les hizo frecuentemente homenaje.

7. Era muy difícil lograr hacer guiones para encuadras las situaciones jocosas que el director tenía en mente.

8. Puso las bases para el Sugar Daddy, y otros complejos psicológicos.

9. La valentía de los directores para hacer acercamientos a los bigotes de los actores poco agraciados, no tiene parangón en la historia del cine.

* Por último, fueron pioneros en lograr en pantalla que las mujeres se vieran maquilladas justo después de bañarse o hacer el ‘delicioso’, algo que ningún mortal ha podido hacer con su pareja.

Compartir 9 pruebas contundentes de que el cine de ficheras era una obra de arte

Logo