¡Maldita sea! Mientras veíamos el partido, Meade ganó las elecciones

Y todo para qué, y todo para qué…

Valle de lágrimas.- Porque las malas noticias nunca son suficientes, y porque la mafia del poder no se queda en paz aun cuando mira nuestro sufrimiento futbolero, el candidato del PRI, Pepe Meade, ha resultado el ganador de la elección presidencial.

Mientras todos gritábamos ¡goool!, (nah, mentira, ahora nadie gritó gol), la mafia del poder volvió a hacer de las suyas y adelantó el domingo 1 de julio a este trágico miércoles 27 de junio. De modo que se celebraron las elecciones y, como casi siempre, resultó ganador el candidato favorito de los que se caen de las sillas, José Antonio Meade.

Ante un nuevo lago de Tenochtitlán, hecho con las lágrimas que la afición mexicana derramó durante este partido, el presidente electo convocó a un reconcilio nacional y pidió a los mexicanos que no suelten al tigre ni al diablo, que todo fue un juego limpio y que, aun cuando las encuestas no lo favorecían, ganó a la buena.

Mientras tanto, millones de mexicanos que continúan con el shock del último partido de la selección, no han podido reaccionar ante este nuevo doble atraco nacional (perder ante Alemania y ante el PRI), por lo que aún siguen sin darse cuenta de que Pepe Meade será el sucesor del trono de Peña Nieto.

Se espera que, en las próximas horas, los mexicanos poco a poco comiencen a enterarse de esta noticia y, por lo tanto, el lago de lágrimas sea aún mayor. Incluso se dice que México podría desaparecer hundido por un nuevo mar de llanto.  

Compartir ¡Maldita sea! Mientras veíamos el partido, Meade ganó las elecciones

Logo