Descubrimos un poema inédito de Sabines, “Los poliamorosos”, y tenemos la exclusiva

Acompáñennos a leer este deconstruido poema

México.- Hace justamente veinte años, en 1999, el poeta chiapaneco y buen amigo del PRI, Jaime Sabines, se nos iba al cielo, allá donde ya lo esperaba su némesis, Octavio Paz, quien murió un años antes que él, y quien siempre lo envidió porque los poemas de Sabines eran “llegadores y populares”, mientras que los de Paz ni quién los pelara.

El caso es que, hasta nuestros días, la figura y el legado de Jaime Sabines sigue siendo polémico y es motivo de discusiones ñoñas y peleas entre sus detractores y sus fans. Algunos tildan su poesía de misógina, clasista, cursi, chafa y sobrevalorada, mientras que otros sostienen que es una poesía llegadora, potente, emocionante, con mucho flow y profunda.

Lo cierto es que Jaime Sabines es el poeta mexicano del siglo XX con más lectores y mayor éxito (en tu cara, Octavio Paz) en ventas. Tanto así que, aun cuando la gente no acostumbre a leer poesía, por lo menos tiene en mente uno que otro poema de Sabines.

Quizás uno de sus más famosos textos es el de “Los amorosos”, poema que lo escribió muy joven y, si gustas leerlo y escucharlo de viva voz, lo puedes encontrar aquí.

Sin embargo, a nuestro buzón de quejas, sugerencias y comentarios, nos llegó por parte del Instituto de Investigaciones Memísticas Literarias un poema inédito que se presume lo escribió el mismísimo Jaime Sabines ya cerca del final de tu vida. Y ahora es momento de compartirles esta joyita la cual es una reescritura de “Los amorosos”, pero con un toque más posmo. Señoras y señores, niños y niñas, niñes y niñxs, con ustedes, “Los poliamorosos”:

 

“Los poliamorosos coshan.

El poliamor es la cópula más firme,

la más azarosa, la más intercambiable.

Los poliamorosos se dan match,

los poliamorosos son los que hacen tríos,

los que se arroban, los que se eliminan.

Su celular les dice que nunca han de encontrar,

no encuentran, se dan fav.

Los poliamorosos andan bien eléctricos,

porque están locos, locos, locos,

entregándose, dándose por todos lados,

riendo porque practican el poliamor.

Les ocupa el poliamor. Los poliamorosos se pierden al día,

no pueden hacer más, no saben.

Siempre se están viniendo,

siempre, en una u otra parte.

Se encueran,

se encueran por nada, pero se encueran.

Saben que nunca han de cambiar.

El poliamor es el Tinder perpetuo,

siempre el perfil siguiente, el otro, el otro.

Los poliamorosos son los posmodernos,

los que siempre, —qué malo— han de estar solos.

Los poliamorosos son la selfie del Facebook.

Tienen perrijos en lugar de hijos.

La memoria de su smartphone se les agota

y ellos se sienten asfixiados.

Los poliamorosos no pueden ser cursis,

porque si lo son se convierten en monógamos.

En la obscuridad prenden sus laptops

y les cae en ella un troyano.

Encuentran condones bajo la sábana

y su mente flota porque fuman pasto.

Los poliamorosos son posmo, sólo posmo,

sin Dios y sin diablo.

Los poliamorosos van a los hoteles

temblorosos, calenturientos,

a matar la rata a palos.

Se ríen de los vírgenes que saben todo de cómics,

de los que van a la Frikiplaza periódicamente,

de los que creen en el amor y se etiquetan en cada meme.

Los poliamorosos juegan a mojar la brocha,

rechinar el catre, a venirse.

Juegan el instantáneo, el deconstruido juego del poliamor.

Nadie ha de recordarse.

Dicen que nadie ha de recordarse.

Los poliamorosos se avergüenzan de toda problematización.

Vacíos, pero vacíos por saciar sus filias,

la doble moral les fermenta detrás de las tuits,

y ellos tinderean, lloran hasta la madrugada

en que el tren del mame se despide dolorosamente.

Les llega a veces un olor a cama deconstruida,

a personas que duermen con el cel en la mano, afligidas,

a caguamas banqueteras y a papitas.

Los poliamorosos se ponen a bailar en el antro

una canción pegadita,

y se van riendo, riendo

la falsa vida.”

 

Reescritura a cargo de @lufloro

Compartir Descubrimos un poema inédito de Sabines, “Los poliamorosos”, y tenemos la exclusiva

Logo