Ya lo arrestaron cuatro veces en cinco semanas

El Internet.- En tu tierna e inocente infancia quizás te emocionaste con la película Escuela de rock (del año 2003) y quizás hasta soñabas ser como los niños que aparecían en dicha comedia musical. Luego pasó el tiempo y tu sueño de rocanrolear se frustró y ahora quizás estés intentando escribir tu tesis o buscando trabajo.

 

Pues te tenemos noticias. Qué bueno que no seguiste los pasos del infantil elenco de Escuela de rock, porque uno de ellos siguió el camino del mal y ahora ya le cayó la chota cuatro veces por andar de ratero hurtando guitarras y amplificadores.

Se trata de Joey Gaydos Jr, cuyo personaje en Escuela de rock era Zack Mooneyham, el guitarrista principal de los morritos.  El joven, quien ahora tiene 27 años, ha sido atrapado por la policía cuatro veces en las últimas cinco semanas.

Gaydos, para robar, aplicaba la de: “entro como si nada, agarro algo y me salgo así bien campante como si ya lo hubiera pagado”. Luego iba a las casas de empeño para sacar algún dinerito con lo robado (las guitarras y amplificadores que hurtó tenían un valor de 3’400 dólares, casi setenta mil pesotes).

Y por este chistecito, el ex actor enfrenta cargo con la justicia, allá en Florida, se le acusa de robo y hurto mayor, además deberían acusarlo de dar mal ejemplo a todos los morritos que crecieron con esa película en la que participó.

 

Desde luego, Gaydos primero dijo que no sabía muy bien qué estaba haciendo, pues andaba drogado, pero después se declaró inocente por el robo de las guitarras, aunque todavía no ha dicho si también se va a hacer el desentendido con el robo del amplificador.

Fuentes memísticas nos informan que quizás el joven ex actor está pasando por una etapa oscura, dark y diabólica, motivada por entrar en contacto con el Ayuwoki en versión Miranda Cosgrove, pues, como se acordarán, este simpático Ayuwoki sale también en dicha película.

Es decir que la semilla del mal estaba sembrada desde entonces, sólo faltaba que germinara para que las consecuencias atroces se pudieran ver. Ahora, a sus 27 años, esta inocente víctima del Ayuwoki sólo recibe oscuras órdenes y es por eso que roba instrumentos musicales.

Así que ya lo saben, no se acerquen a ningún tipo de Ayuwoki, ya sea en versión Summer, Vilillín, Blacoguai o Triler. Pónganse truchas, no sea que se dejen mal influenciar y acaben de americanistas o priistas o robando chelas del Oxxo.

Compartir ¿Te acuerdas del guitarrista de “Escuela de Rock”? Pues ya lo metieron al bote por andar de ratero

Logo