Este ricachón contó que Mark Zuckerberg… ¡¿Mató una cabra con un rasho láser y luego la devoró?!

Este ricachón contó que Mark Zuckerberg… ¡¿Mató una cabra con un rasho láser y luego la devoró?!

por Ayax

¡INCREÍBLE Y PERTURBADOR PERO CIERTO!

Silicon Valley – Los ricos son criaturas excéntricas por naturaleza con extravagancias que nosotros jamás entenderemos como comer tres veces al día, tener un baño con agua caliente o tener su propia cuenta de Netflix. Pero los ricos más ricos son como alienígenas. Por ejemplo, el notable reptiliano Mark Zuckerberg, que paralizó a una inocente cabra con un rayo láser y luego la devoró.

O al menos esto fue lo que pasó de acuerdo con el director de Twitter, Jack Dorsey, quien contó a la revista Rolling Stone de un memorable encuentro que tuvo con el fundador de Facebook, probablemente durante una reunión de los illuminati, el grupo ultra secreto que controla el destino de la humanidad desde las sombras.

Al parecer Mark Zuckerberg tenía una política de sólo comer cosas que él matara con sus propias manos campesinas (porque cuando eres extremadamente rico puedes darte esos lujitos de pobre). Según Dorsey, Mark le disparó a la cabra con una pistola láser que la paralizó y después terminó el trabajo con un cuchillo.

Este es un screenshot de la entrevista con Jack Dorsey

Todo esto lo hizo con una sonrisa siniestra en el rostro y cuando se empapó la cara con la sangre del animal él sólo se relamió los labios a la expectativa. Probablemente. Luego le entregó la cabra muerta a su carnicero porque claro que Mark Zuckerberg tiene un carnicero en su casa, ¿o qué a poco ustedes no tienen un carnicero personal, pobras?

Luego, por supuesto, los dos se comieron a la cabra en un ritual de sangre. Todo esto que les cuento es completamente real. No lo digo yo, lo dice la Rolling Stone.

También tiene otro laboratorio para fabricar cabras diminutas con fines sexuales. Cosas de ricos, no lo entenderías.

Te podría interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar