Chavorruco entra en crisis al despertar temprano en domingo sin poner alarma

Y era su único día de descanso

México.- Rogelio Ávila, ilustre chavorruco de 34 años, ingresó de emergencia esta tarde a una clínica del sueño, luego de que despertara en automático y sin cansancio a las siete AM en pleno domingo, cuando se suponía que podía dormir hasta mediodía sin necesidad de ser despertado por una de sus quince alarmas.

Esta situación ha provocado en el chavorruco una complicada crisis existencial y un sentido trágico de su vida, pues asegura que ya fue “amoldado y vencido por el sistema”, además de que la vida adulta ya le cortó su libertad y sus horas de sueño.

“Entre semana pongo quince alarmas para poder despertarme, pero la verdad siempre despierto cinco minutos antes de que suene la primera alarma, y me resigno a levantarme y prepararme para salir a trabajar. Pero el domingo era mi día de descanso, y ahora lo he convertido en un miserable miércoles cualquiera, soy un monstruo”, reflexionó dramáticamente el chavorruco.

Rogelio espera que los especialistas de la clínica del sueño le ayuden a desajustar nuevamente su reloj biológico para sentirse otra vez un adolescente somnoliento y bostezador al que le cuesta muchísimo trabajo despertar temprano.

“Ah, cómo extraño esos cinco minutos más que se convertían en una hora, y sobre todo extraño mucho que sean las tres de la mañana y no tener nada de sueño, y luego dormir hasta la una de la tarde y sólo despertarme para ir al baño”, concluyó Rogelio mientras se resignaba a madrugar en pleno domingo e ir a misa.

 

 

Compartir Chavorruco entra en crisis al despertar temprano en domingo sin poner alarma

Logo