¿Pelear con Muñoz Ledo o volverse Trending Topic?

La Resistence.- El General de las Fuerzas Chairas, célebre revolucionario, librepensador, comunista de tendencia troska, viajero incansable de primera clase, amante, poeta y diputado, Gerardo Fernández Ñoronga, quien ha ganado fama por hacerla de a pedo por prácticamente cualquier cosa, ha llegado al cenit de su carrera política esta mañana.

GFN al lado de Maelo Ruiz

Pero recapitulemos un poco. El día de ayer, el Señor Diputado por el PT llegó muy tempranito a Palacio Nacional a la proyección en HD del Sexto Informe de Gobierno, con dos posibles escenarios: gritarle en la cara a Peña Nieto que es un asesino, o gritar mientras lo arrastraban los policías que Peña Nieto es un asesino, lo que ocurriera primero.

Y ocurrió lo segundo, porque Noroñas llegó sin invitación al evento ya que sus asientos fueron ocupados por la primera dama y sus hijas. Al ver la oportunidad (y la presencia de cámaras), el fornido sesentón gritó, pelo en pecho, que se estaban violentando sus derechos. Luego confundió a Moe Sizlack con Clavillazo y le reclamó a un anciano que iba pasando por, según él, violar la Constitución. Aquí el momento:

Como es costumbre, GFN fue retirado del lugar mientras lo cargaban de seis a ocho policías. Más tarde, regresó a las oficinas de SDP Noticias, en donde me lo encontré en el baño con el rostro severamente desencajado, probablemente pensando en cómo partirle su madre a Don Porfirio Muñón Ledo o en la apestosas maneras con las que obraría a continuación.

LOGRÉ TOMARLE UNA FOTO

Pero el día de hoy, después de un viaje a España y unas buenas lecturas del Manifiesto del Partido Comunista, Noroña amaneció dispuesto a partirle el hocico a la mafia del poder, fuera la que fuera. Por lo que se escabulló desde temprano en el Congreso y, apenas se puso Don Porfirio en el micrófono, comenzó su perorata.

Por supuesto que nadie lo peló, pero su voz resonó mucho más que la pobrecita diputada Lady Tacos, quien a duras penas intentó hablar mientras era interrumpida por los reclamos del “Noro” en contra de Muñoz Ledo por ser un viejito vendido, ojete y no darle la palabra. Sin embargo, Muñoz Ledo, de 156 años de edad, se impuso sobre Noroña y lo mandó a callar con apoyo total de la Cámara.

Triste, abatido y sin esperanzas, Noroña se dispuso a regresar a su mansión para pensar qué había hecho mal, en qué había fallado, cómo pudo ser humillado de tal manera. Sin embargo, luego de varias horas de meditar en su tristeza, Noroña abrió el Twitter y se encontró con que él y Muñoz Ledo eran Trending Topic.

Y entonces se abrió el cielo.

Minutos después, el General sorprendió a sus dos seguidores al anunciar su retiro de la política. Y es que, para él, no hay mayor logro que alguien lo voltee a ver, por lo que el hecho de que la comunidad tuitera haya prestado oídos a sus protestas se convirtió en el logro más hermoso de toda su carrera política.

Hoy Noroña ha renunciado, pero ha nacido una leyenda.

Seguiremos informando.

Compartir Fernández Noroña anuncia su retiro de la política tras alcanzar su mayor logro

Logo