No tenían otra excusa para hacer paro

C.U.- Cientos de chairos mugrosos marcharon a la rectoría de la máxima casa de estudios con la intención de hacer paro durante el periodo de escasez de agua. La UNAM anunció que suspendería las clases porque sus alumnos de por si no se bañan, con esto ahora apestaran más.

La cuna de chairos reportó que para los planteles de la zona metropolitana, el 31 de octubre los del turno  vespertino ya chingaron porque sólo habrá clases para los del matutino y del 1 al 3 de noviembre nadie tendrá que ir a fumar mota a la escuela y pueden hacerlo cómodamente desde sus casas.

 

“Nos cayó de gloria que se fuera el agua. No sabíamos que inventarnos para hacérsela de pedo a Graue para hacer otro paro” nos confesó nuestro confiable dealer de orégano en la Facultad de Filosofía y Letras.

Fuentes cercanas nada confiables a la oficina del rector nos cuentan que la escuela no dudó en ceder ante esta problemática porque de todos modos ya iban a cancelar las clases. “Chamacos hediondos, no muchas gracias” aseguran que dijo Enrique Graue cuando se le cuestionó del tema.

Así que ya los chairos podrán gozar de un miniparo en lo que les retacha el agua a las instalaciones de su tan querida alma mater contra la que tanto arremeten.

Compartir Chairos que no se bañan exigen suspensión de clases en la UNAM por escasez de agua

Logo