Si se le nota a leguas

México.- Entre amigas nos contamos todos, término llevado a las amigas, por supuesto, pero también a cualquier persona que se convierta en tu principal confidente, en quien más confías para llegar y decir: “me duele algo” y que rápidamente saque la aspirina de su corazón para brindarte calidez y alivio a tu alma atormentada.

Sin embargo, este enlace puede llegar a romperse por diferentes circunstancias, en especial por guardar pequeños secretos (chismes) que pueden herir nuestros sentimientos.

Si a tu amiga de siempre la ves un poco cambiada, no dudes más, aquí te decimos la manera más discreta y menos invasiva para sacarle la sopa con su misteriosa ida a “Tepoz” de la cual regresó bastante rara.

 

1. Pregúntale

Nada te cuesta el cuestionar a tu comadre de antaño qué tanto se ha hecho en el cuerpo

2. Si evade la pregunta, invítale unos tacos para platicar más en confianza

Llévala a los taquitos de por tu casa para que se creen esos lazos fraternales que la harán sacar toda la verdad

3. Acércala a la salsa más sabrosa del local

Encuentra una salsa que tenga la siguiente tonalidad. Fíjate bien que sea uno de esos puestos donde los colocan en esos mocajetes gigantes para que tenga que inclinar su cuerpo a una distancia de 40º aproximadamente.

4. Ensucia su blusa

De manera mañosa, ensucia la blusa que tiene puesta con una gigantesca cucharada de salsa

5. Llévala a tu casa para limpiar la mancha

Prométele que tienes el remedio casero perfecto para quitar esa mancha y pídele que te acompañe a tu casa. Cuando lleguen ahí, diríjanse hacia el baño y levanta su blusa hasta revelar todo su abdomen.

¡Voilà!

Así es cómo verás la tremenda marcota que le dejó la operación de la vesícula biliar de hace cinco años. Que no te engañen porque entre amigas no debe haber secretos.

Compartir Cómo saber si tu amiga está operada con estos 5 sencillos pasos

Logo