Compartir Cuando le contestas a tus haters de Twitter con un bot pero se te olvida cambiar de cuenta