Compartir Tenemos la historia completa del “novio distraído” y no termina bien