Compartir Dos morritas se fueron desnudas (pero con body paint) a un gym y causaron un revuelo