Apto solo para profesionales en Salto de Fe y albañilería

La obra.- Cuando estás en el trabajo, muchas veces se crea cierta competencia entre los compañeros para demostrar quién es quién, creando así una serie de retos a superar que no siempre… o bueno, nunca resultan benéficos para la productividad laboral dentro de la empresa, pero ah qué momentos.

Aunque este caso es diferente el resto. Este caso humilla a todas las guerras con papeles mojados, carreritas de sillas giratorias, y quién toma más y peor café. Prácticamente, este reto es para los verdaderos hombres macho alfa rodillas de acero, más macizo que los tres tacos que te comes en la esquina, pues implica dar un salto desde una gran altura a la Assassins Creed.

Estos jóvenes realizan una serie de saltos desde edificaciones en construcción para todo el amplio mundo del Facebuki, con los cuales no solo asombran a su gente, también es la manera más práctica de bajar de estas unidades construidas y operadas con muy poco presupuesto.

Bajo el tag #AmorAlPanico, estos hombres demuestran no solo su valor, su fuerza laboral en equipo y sus habilidades olímpicas de salto, también se cotorrean unos a los otros, se feilicitan como la buena hermandad que son y se exponen al mundo para que los reciba entre sus brazos, tal cual son, sin tapujos ni estigma. Esto es el verdadero México Májico que todos soñamos alguna vez, señores.

Mientras tú te quejas de que te duele la rodilla por subir al primer piso donde está tu oficina, gente como Manuel “El hijo del Rojo” se rifa unos saltos extremos mientras carga cubetas repletas de tierra y cemento, al mismo tiempo filma y edita sus videos, le hace de community manager y construye casas con sus mejores compas.

 

Compartir Si estás en la obra y a punto de hacer el colado, tal vez quieras intentar este reto