Ah pero qué llevadita salió la ñora

Oaxaca.- Las mujeres de Juchitán de Zaragoza decidieron hacer un pequeño pero significativo homenaje a la escritora de la tercera edad, Elena Poniatowska, por la estrecha relación que ha tenido con su gente en las últimas décadas, además de ser sus principales proveedoras de huipiles.

La autora de “La flor de lis” andaba cotorreando bien suave con las chicas a lo largo de su homenaje, platicando de sus cosas intelectuales y viejos recuerdos de doña ricachona, cuando de repente se le salió el siguiente comentario:

“Ahora las juchitecas que yo he visto, por la cerveza, están bien panzonas y mensas”. La gente no pudo hacer nada más que reír de incomodidad, secretearse cuando la señora se distrajera viendo un colibrí en los árboles y despedirla agitando pañuelos blancos cuando se fuera en avión, como les gusta ser despedidos a los visitantes que van y se fotografían con ellos.

Tiempo después, llegó a la redacción de El Deforma un comunicado de las mujeres de Juchitán donde se declaraban en huelga contra doña Poniaytrwifh… “La Poni”, y detener de una vez por todas su producción personal de huipiles artesanales, pues tenían cero tolerancia a ser criticadas por su amor a la cerveza.

Mientras tanto, gente cercana a la autora de “Leonora” declararon ver a la escritora muy triste porque ya nadie en el extranjero le iba a chulear su bonito atuendo, ya que ella pensó que como ya le decían por su primer nombre pues ya se podía llevar más pesadito.

 

 

Compartir Juchitecas declaran: No más huipiles para Elena Poniatowska por decirles ‘panzonas y mensas’