“Uf, creo que nadie le dio seguimiento”

Terreno Celestial.- El Señor se encontraba en sus labores diarias como cada semana lo hace para ganarse un merecido día de descanso, cuando de pronto eligió vestirse un poco “retro” y se puso un pantalón de hace más de 60 años. La sorpresa se la llevó cuando metió la mano a la bolsa y se encontró con un papelito donde tenía algunos pendientes, en el más importante se podía leer: “revisar África”.

El Altísimo de inmediato se puso pálido y trató de pensar “en qué quedó eso de África”, pero rápidamente se dio cuenta de que había dejado pasar ese proyecto por completo “porque no lo vio en su lista de tareas” y nadie le dio seguimiento.

“No entiendo, ya sé que yo no presioné ni estuve encima de esto, pero nadie dijo nada ni se mencionó en las juntas que tenemos los lunes temprano. ¿Alguien tiene idea de en qué va África? ¿Hemos hecho algo o de plano se canceló el proyecto?“, exclamó Dios a los ángeles, quienes generalmente revisan pendientes previo a iniciar la semana para “darle con todo”.

DIOS FURIBUNDO CON SUS ÁNGELITOS

Uno de los ángeles becarios se atrevió a participar en la reunión y afirmó: “Yo sí lo tenía como pendiente pero pensé que lo habíamos pasado para el próximo milenio con todo lo de Justin Bieber, Maluma y Hitler. Pero si quieren veo rápido en qué nos quedamos y hacemos una junta”.

Dios se dijo molesto, pues sabe que si bien él es todopoderoso, “es una chinga tener que estar haciendo todo uno mismo, si no para qué están los ángeles”.

Quiero que se armen una lluvia de ideas y me presenten algo pero para ayer. El brief es el de siempre, necesitamos ver cómo ayudar a esta población sin afectar a los que se ven beneficiados de manera colateral por los salarios extremadamente bajos y las condiciones de vida tan complejas”, declaró el Señor.

Dios llegó molesto a su casa en la noche y se desquitó criticando a la servidumbre, pues “ya les había comentado que si hay un papel o billete en la ropa, lo saquen y se lo dejen en su buró”, pero más adelante se disculpó por su mal humor y admitió que “todos tenemos errores”.

“Yo creo que ya mejor lo dejamos para 2018, porque ahorita ya viene todo lo de Navidad, Año Nuevo y la última semana realmente nadie trabaja. Nada más no lo dejen pasar por favor”, comentó Dios ya más tranquilo.

 

Versión del Director: Más tarde, al despertarse, Dios se dio cuenta que no existía, se sintió tranquilo de que entonces no es su pedo y de inmediato se desvaneció.

 

 

Compartir Dios encuentra el Post-it donde puso “revisar África” en la bolsa de un pantalón viejo