Hasta el Chicharito ya le mandó amor

South Park, Colorado.- El comentarista deportivo mexicano, Sergio Dipp, creyó que tocaría el cielo en su debut como parte de la transmisión gringa del primer partido de Monday Night Football. La verdad es que no estuvo tan lejos de la fama, pero no sabemos si es fama de la buena.

Cuando trabajas en ESPN como este entusiasta, que te llamen al canal gringo es como que te llamen a la selección. Eso lo sabía Sergio y posiblemente fue lo que determinó el resultado de su intervención en el juego de Broncos de Denver contra Cargadores de Los Ángeles: un completo desastre derivativo que terminó pareciendo racista.

Aquí lo vemos describiendo cosas obvias y cuatrapeándose con sus ideas:

El público estadounidense, con casi 9 meses de espera por un partido de lunes en la noche, no se tentó el corazón y se agarraron al conductor de SportsCenter de botana. Para el 3er cuarto, el oriundo de Mexicalli, pero criado en Calexico, California, ya era Trending Topic nacional en el gabacho:

Los memes no se hicieron esperar:

 

Ni tampoco tardó en llegar la subida al mame del propio protagonista:

ChichaDios, buen amigo del corresponsal y periodista, descendió del Olimpo de la Premier League Inglesa para mandarle buena vibra y espantarle los zopilotes:

Aquí le dejamos una foto del par de galanes cuya belleza no les permitiría hacer nunca algo mal:

No sabemos si Sergio vuelva a ser conviocado a la Selección de Comentaristas o si su familia es la inventora del aderezo tipo dip, pero sabemos que si su empresa necesita clics o un poco más de reach en sus contenidos basta con llamarlo y darle un micrófono.

Compartir Este mexicano nervioso desató el mame durante la transmisión de la NFL