No prestar sus controles y llorar por todo

México.- El egoísmo es esa actitud que nos corroe cuando no pensamos en los demás, la envidia es esa otra que nos corroe cuando no queremos que nadie toque lo nuestro, así como cuando tu primo te pedía tu Nintendo prestado.

Ambos sentimientos y/o actitudes, te han llevado al día de hoy a ser un gamer de varo envidioso o si eres uno normal, buena onda y alivianado, seguro cumples con otras características que hacen que le caigas bien a la gente, aquí te presentamos las diferencias entre uno y otro:

 

 

 

 

Compartir 8 tremendas diferencias entre un gamer de varo y uno normal