En busca de la pérdida de la virginidad

 

México.- A lo largo de los siglos, distintas especies han desarrollado complejos métodos para cortejar a una posible pareja. Algunos primates se golpean en el pecho, los renos chocan sus cornamentas en una pelea entre machos, los perros orinan árboles, y los seres humanos… ¿qué hacemos los seres humanos?

En esa feliz etapa de la vida que sucede entre la secundaria y la Universidad, muchos estudiantes realizan una serie de artilugios para encontrar el amor. Son actos desesperados que pocas veces dan un resultado positivo, pero que, al final de cuentas, suelen ser divertidos y siempre los recordamos con nostalgia y pena.

Éstas son las 8 cosas más desesperadas que hiciste en la prepa para perder tu virginidad:

 

1. Te volviste el Arjona de tu grupo

Creíste que cargar un guitarra y entonar canciones de amor podría darte seguridad en ti mismo y ganarte el interés y la simpatía de mucha gente. Sin embargo, la única admiradora que tuviste fue tu tía que comentó en Facebook: “qué guapo te ves con esa guitarra, mijito, te pareces a Pedro Infante, me saludas a tu mami”.

2. Te perforaste y te dejaste el cabello largo

Desesperadamente quisiste pasar por un hombre rudo, malo, con mucho barrio. Sin embargo, tus buenas calificaciones delataron tu verdadero yo.

3. Te compraste una motocicleta

Claro, porque verbo mata carita, pero moto mata verbo. Además, vale más una motocicleta que sentirse poeta.

4. Te volviste poeta

Bueno, por si las dudas, no está de más tener un cuaderno de versos e intentar impresionar a la que te gusta enviándole algunos poemas o poememes a su WhatsApp.

5. Fingiste no ser otaku

Se ha comprobado que ser friki (otaku, ñoño, nerd, etc.) es uno de los métodos anticonceptivos más eficaces. Este tipo de personalidad es un efectivo repelente para las posibles novias. Por ello, cuando te das cuenta, corres al clóset y escondes muy bien tu personalidad de otaku, con la esperanza de usar esos preservativos del IMSS antes de que caduquen.

6. Comenzaste a ir a fiestas

¡Ternurito! Pensaste que ibas a encontrar al amor de tu vida mientras, en la fiesta, te dirigías al baño y, al abrir la puerta, tu futuro gran amor iba a estar allí, mirándose al espejo para ver cuánta era su ebriedad.

 

7. Te metiste al gimnasio

Después de 158 selfies, te diste cuenta de que nunca tendrías el cuerpo de tu súper héroe favorito.

 

8. Te volviste reguetonero

Es el acto más desesperados de todos. Y quizás sea el único deficiente, sobre todo cuando la noche está para un reggaetón lento, de los que no se bailan hace tiempo.

Compartir 8 desesperados actos que todo estudiante de prepa hace para conseguir pareja