3.- Pisar una caca mientras esquivas otra caca

México.- La CDMX o como dice tu abuelo el que no es fan de los cambios; el DF, esa parte de la República Mexicana que la banda quiere olvidar pronto cuando va o que la banda que vive ahí no quiere dejar jamás, es un espacio tan lleno de diversidad como de coladeras abiertas que brotan de alegría y caca siempre que llueve.

No cabe duda que son muchos chilangos y que cada uno tendrá su propia experiencia, pero aquí te dejamos tan sólo 11 de las más exquisitas ricuras que te encontrarás en esa gran ciudad:

 

Pisar un pinche chicle, el pan de todos los días y cuando no, es porque pisaste una buena caca:

 

El encontrarse cara a cara con gente desconocida y estar muy pegaditos, adiós carteras: 

 

Encontrarte una calle vacía. 

Nunca jamás pasa, a menos que juegue el tri:

 

Obras, obras y más obras, siempre en construcción de la gran urbe, o no. 

 

Mítines, marchas y un chingo de gente por todos lados: 

 

No eres un chilango o no has probado la CDMX si no te has colgado de una micro alguna vez: 

 

Y cuando llueve cada año, agarrándonos totalmente desprevenidos y sin saber lo que iba a pasar: 

 

Granaderos, granaderos everywhere: 

 

Nunca falta un buen perro con sus buenos amigos rompiendo las bolsas de basura de tu jefa: 

 

Aquí iba otra foto pero nos la robaron caminando por la calle: 

 

 

 

 

 

 

 

 

Y por último pero no menos importante, la entrada del metro en la que siempre hay pedo: 

 

 

Sabemos que nos faltaron como dos o tres millones de cosas, pero  el tiempo es oro y jamás terminaríamos de detallarlas todas, así que si no tienes nada que hacer, nos puedes decir las que tú creas que faltaron en los comentarios, gracias banda.

Compartir Sólo un buen chilango se topa con estas 11 cosas al caminar por las calles de la CDMX