A la UNAM no le gusta esto

Ombligo del mundo .- Un grupo de quejosos formado por los rechazados del examen de ingreso a la universidad está juntando firmas en Change.org para que los títulos honorarios de los mexicanos sean oficiales ante la SEP. 

En nuestro país, sólo 16 de cada 100 personas tienen un título universitario y esa proporción se reduce drásticamente cuando se habla de egresados de maestría y no se diga de doctorado, porque tendríamos que usar la potencia negativa. Por lo tanto, legitimar las capacidades innatas de los mexicanos elevaría la calidad de vida y el varo que los mexicanos pueden ganar.

En lo que los activistas consiguen darle validez curricular a la holgazanería de un país, nuestro Grupo de Expertos en Copiar en los Exámenes le preparó esta lista de posibles títulos que la SEP otorgaría si la iniciativa es aceptada:

 

1. Adulterio con más de una pareja

Aquí vemos la dependencia gubernamental que atiende estos casos:

2. Tiempo récord en entrar al buró de crédito

Y sólamente comprando en Coppel.

3. Post preparación de alimentos

Los mexicanos destacan porque en lugar de comer lo que les sirven, vuelven a preparar sus alimentos. Los restauranteros y hosteleros ya conocen la descortesía y por eso ponen esto:

4. Albañilería 

Mexicano que se respeta le ha metido mano (de obra) al menos a un aspecto de su vivienda. El nivel de hombría se mide de acuerdo a cuántas herramientas tienes y cómo las usas.

5. Dejar todo para mañana

Aquí tenemos la muestra de una obra dejada a medias por 34 años, ahora es atracción turística.


6. Salirte del Periférico estando en el carril de alta

Además de disfrutar de buenos videos porno en las pantallas de la vía rápida, en el Periférico se comprueba que la raza de cobre tiene más que ver con Meteoro.
7. Regateo y convencimiento del marchante

Las promociones y los paquetes económicos son tan comunes que México es como un Sam’s gigante, ya que nada se vende por separado. Si no son los bubulubus de 3 x 10 o las chavas de dos horas por 300 varos …


8. Ingeniería en pretextos

Ya es hora de que los inventores del “No te creas, mi amor. me hackearon”, el “se nos cayó el sistema” y el “chupacabras” sean recompensados.

9. Impaciencia inmediata en las filas

Esto se puede comprobar cuando se pone el verde en cualquier semáforo: siempre habrá una mano rápida que pite para apurar al de adelante. La fila de la tortillería es mejor ejemplo:


10. Calcular el tiempo de los semáforos para avanzar al segundo que se pone el verde

Conjugado con el punto anterior, la retina del mexicano presenta sensibilidad especial para detectar el verde y pisar el acelerador ipso facto.

11. Culpar a Mejía Barón de no hacer los cambios

Luego del Mundial del 94, el infame director que no quiso meter a Hugo Sánchez se convirtió en el enemigo público que puede ser culpado de todo.

12. Ahorro energético y bioética anti-capitalista

Las cubetas en la regadera y los diablitos para robar la luz son la epítome de esta disciplina.

13. Multiplicar la cantidad de Boing con agua y de tacos con la copia

Sólo son iluminados por el conocimiento pueden manejar la técnica del rebaje del jugo de frutas o la transformación de un taco en dos.

Compartir 13 cosas en las que los mexicanos tenemos maestría y nadie nos dio título