Sus cenizas serán esparcidas en Las Amazonas

México.- La secta feminista Femen confirmó esta mañana el deceso de una de sus fundadoras, la señorita Carmen del Toro Monsiváis, tras la agonía en la que sufrió de una paulatina deshidratación debido a su incapacidad para instalar el garrafón de agua que el repartidor dejó en su puerta.

El machista retrógrado medieval me dijo que si me ayudaba a ponerlo en el dispensador. Ya lo corrí y lo amenacé de llamar a Conapred. #Misógino”, fue el último tuit que publicó la activista, el cual ha sido mandado a imprimir por la policía como evidencia.

De acuerdo a la información preliminar de los peritos que acudieron al domicilio de del Toro, la mujer presenta huellas de forcejeo con el garrafón, así como la aparición de una hernia debido al esfuerzo de intentar levantarlo.

“La occisa ni siquiera fue capaz de quitarle el sello de seguridad al bote de agua. Vemos algunos moretones que indican que se le cayó encima varias veces, pero de acuerdo a la sequedad de su lengua podemos concluir que murió de sed”, sentenció el perito y brigadista Anacleto Solecismo.

La policía concluyó que el cuerpo ha permanecido en el domicilio durante un tiempo muy prolongado, basado en evidencias como  su abundante vello axilar y el mal olor que desprende.

Por su parte, Femen confirmó que el cortejo fúnebre será llevado a cabo por una sacerdotisa que consagrará su alma a la diosa Afrodita. Posteriormente sus restos serán cremados debido a que no les es posible cargar el ataúd.

Nota por @don_potasio

Roy Bobadilla Ver otros 5833 artículos

Escritor honoris causa de La Castañeda, teórico del pragmatismo y entusiasta de los tacos y la cerveza.


Compartir Feminista muere de sed por no pedir ayuda para cargar un garrafón