Paulina Peña anuncia noviazgo con hijo de AMLO


Ciudad de México.- La polémica hija de Enrique Peña Nieto, Paulina Peña Pretelini, y el tercer hijo de Andrés Manuel López Obrador, Gonzalo López Beltrán, anunciaron vía Twitter que tienen una relación de noviazgo desde hace algunos meses que habían conseguido mantener en secreto.

“Nos conocimos por Twitter, cuando pasó todo eso de que les dije prole y así,” dijo Paulina en un mensaje privado a este medio, “luego nos vimos en los debates y en los plantones y ahora viene a verme a Los Pinos.”

Paulina, de 17 años e hija del primer matrimonio de Peña Nieto, y Gónzalo, de 20 años e hijo del primer matrimonio de López Obrador no habían hecha pública su relación “porque nuestros papás no se caen muy bien,” según comentó la propia Paulina.
“Estoy tratando de convencer a papi de que le ofrezca al menos una embajada y que hagan las paces, sirve que manda a su papá lejos y podemos andar en el depa.”

Aunque Andrés Manuel no ha comentado al respecto, Gonzalo asegura que no habrá problema pues “Paulina es morenita y así es como le gustan”. Se esperan movilizaciones y plantones.

Cuestionado sobre si terminará en tragedia como Romeo y Julieta, Enrique Peña Nieto contestó que “no sé mucho de novelas, la que sí le sabe es Angélica, pregúntenle a ella.”

Nota cortesía de @ugesaurio

  • Escrito por Daniel Castillo

    Deja tu comentario

    Peña Nieto propone quitarle tres ceros al dólar

    El peso jamás había estado tan bien cotizado, dice

    ¡Exclusiva! Videgaray nos mostró les tres obras de arte con que pagó su casa

    Ahora creemos que el Secretario de Hacienda pagó más del valor de la casa

    Soy hincha del Leverkusen desde mi primer aspirina: Mexicanos

    “Llevo años ahorrando para un jersey y hoy es el momento,” aseguran

    AMLO promete prohibir las computadoras para generar más empleos

    Se abrirán nuevos puestos de escribas, calculadores y dibujantes a mano alzada

    Si pensabas que ya no había Epic Comments como antes, lee este bello comentario

    Un epic como los de la antigüedad