Matías Vuoso trabaja duro para aguantar el Guadalupe Reyes “Espero que el 21 no se acabe el mundo para poder terminar”


México.- Todo indica que el argentino naturalizado mexicano dejará a un lado el campamento rojinegro para meterse de lleno al maratón Lupe-Reyes (embriagarse diario del 12 de diciembre al 6 de enero). Parece que a Vuoso le queda claro que cumplió con las expectativas en el torneo pasado con los Zorros del Atlas y tiene su mente fijada en cumplir este nuevo objetivo.

“Me siento tranquilo por el único gol que hice en toda la temporada, no le debo nada a nadie, por el momento sólo pienso en tomar todos los días hasta el 6 de Enero” declaró el Toro.

Héctor Mancilla compañero de tarro del ex americanista, no se guardó palabras al hablar del tema y se dice estar algo triste por la decisión de su colega. “Matías y yo hemos hecho una buena dupla en todos los bares y antros de Guadalajara, me duele que no me haya invitado a celebrar el Lupe Reyes, pero es un hecho que el ritmo de Vuoso es inigualable”

La noticia fue bien recibida por la directiva de Atlas, aseguran que es difícil que Vuoso tenga un desempeño peor al del torneo anterior y creen que llegar con una gran cruda podría ayudar su cuota goleadora: “Que la baje más es prácticamente imposible.” Concluyó un directivo del club.

Nota cortesía de @futbolalchile

 

  • Escrito por Hans Sprongfeld

    Deja tu comentario

    Los 11 memes de Lady Gaga en el Super Bowl

    Más memes del Super Bowl, esta vez de Lady Gaga, porque ese deporte no da ni para memes

    Aerolínea hindú no deja pasar a mexicano por llevar sombrero en la cabeza

    Insistían en llamarlo Juan aunque su nombre es Mario

    Martes de Top 5: Fails de Photoshop

    Le pidieron al primo que sabe mucho de computadoras

    Adolescente que publica todo en Facebook exige que respeten la privacidad de su diario

    “Una chica tiene derecho a tener sus secretos, pero también de compartir su vida en redes sociales”, palabras de la joven

    Argentino no saluda con un “hola chicos qué tal” y no vende sus empanadas

    ¡Sos un boludo ché!