Compartir Si dios nos mira en todo momento, lo menos que tenemos que hacer es entretenerlo